sábado, 23 de marzo de 2013

Bet365, ¿paranormal?

(Editado para informar de que se ha resuelto satisfactoriamente 
Buen comportamiento de Bet365)

Si otras casas de apuestas están convencidas de que solo tienen derechos (sin obligaciones), mientras los apostantes solo tienen obligaciones (sin derechos), en Bet365 van aún más lejos, e imponen a sus clientes obligaciones, literalmente, sobrehumanas, dando por hecho que estos han de poseer habilidades que van más allá de lo normal, o paranormales, si os gusta más el término.
¿Se convertirá así Bet365 en la primera casa de apuestas para superhombres?.

Ahora os explico, con un ejemplo, el motivo de estas palabras. Hay más ejemplos, pero voy a poner solo uno para no "liar" el post, y porque dispongo de poco tiempo (así que espero que disculpéis si hay algún mínimo error de estilo).

El pasado 19 de febrero realicé una apuesta en el Torneo de Rugby 6 Naciones, de la que obtuve el correspondiente recibo, como establece el artículo 13.3 de la Orden EHA/3080/2011, de 8 de noviembre, por la que se aprueba la reglamentación básica de las apuestas deportivas de contrapartida (“El operador emitirá y facilitará a cada participante […] un resguardo o documento acreditativo de cada apuesta que haya realizado. El resguardo o documento acreditativo deberá contener, al menos, la identificación de la apuesta jugada, el importe de la apuesta, evento en el que participa, en su caso, tipo de apuesta, pronóstico efectuado, coeficiente asignado a la apuesta en el momento de su realización […]”).
bet365 | recibo | apuesta | Ley del juego

Como podéis ver en el recibo, aposté 12 euros a que “Inglaterra gana a Italia”, a cuota 34 por un importe de 12 euros. El recibo, que debe contener los elementos arriba indicados, no pone nada más, y tampoco en el historial aparecen condiciones especiales, ni en la página de exposición de las apuestas.

En aquel momento Inglaterra había ganado 2 partidos e Italia 1, y faltaban 3 por disputar, pudiendo darse cualquier resultado final.

El 16 de marzo, al finalizar el torneo me dieron la apuesta por perdida, y al preguntar por qué, me dijeron simplemente que yo había apostado a que quedaban 1º y 2º, sin más explicación.

Obviamente, reclamé, ya que no era cierto, y me llaman para decirme que ”Inglaterra gana a Italia” significa que son 1º y 2º, porque sí, sin darme argumento que me convenza.

Las excusas que me dan, inicialmente, por teléfono son, como mínimo, difíciles de asumir. Vienen a decir algo parecido a esto:

-Me dicen que no pueden poner en un recibo todas las condiciones de la apuesta; pero si escribir por ejemplo “Inglaterra 1º-Italia 2º” ocupa lo mismo que escribir “Inglaterra gana a Italia”.

-Me dicen que todo el mundo sabe que es así; pero les demuestro que otras casas usan una terminología similar a “Inglaterra 1º-Italia 2º”, que es evidentemente más descriptiva y adecuada para el tipo de apuestas al que alude Bet365 para no pagar mi premio.

-Me dicen que hay una apuesta similar (aunque en otro idioma) en las carreras de caballos; pero teniendo en cuenta que la hípica es un deporte muy minoritario en España, que yo he apostado en rugby y que no tengo obligación de conocer más idioma que el español según la Constitución, la cómica explicación tiene la coherencia de un diálogo de Faemino y Cansado. Vamos, que para apostar en balonmano voy a tener que leer las normas de las carreras de trineos en Laponia, muy lógico ¿verdad?

-Me dicen que en sus normas y páginas de ayuda no pueden poner todas las apuestas que hay; curiosamente explican, por ejemplo, que es “terminará último” o “primer goleador”, y no creen necesario explicar que “gana a” significa “1º y 2º”. ¿Acaso consideran que todo el mundo sabe lo que significa “gana a”, y piensan que alguien duda de lo que significa “terminará último” o “primer goleador”? Gente extraña estos gibraltareños (como diría el Gran Guash).

Pero las excusas que me dan por email son peores, si cabe, ya que uno espera que una respuesta escrita a una reclamación formal, debiera ser algo más fundamentada. No rebaten ninguno de mis argumentos, no se justifican apelando a las leyes, a sus normas particulares o a cualquier documentación escrita, sino que siguen diciendo, básicamente, que es así porque sí.

El breve comunicado contiene “perlas” como, "tras revisar su reclamación, le confirmo que los precios ofrecidos reflejaban con exactitud que el mercado era para un participante a quedar primero seguido por otro participante a quedar segundo en el torneo y no simplemente para un equipo a finalizar por encima de otro". ¿Los precios reflejan el mercado? ¿¡Pero qué me estás contando!?

Así que ya sabéis cuando hagáis una apuesta en bet365 no debéis leer lo que pone la apuesta, eso es irrelevante, sino que tenéis que ver la cuota, y adivinar a qué se refiere. Por eso decía que hay que ser superhombres y poseer habilidades paranormales para apostar en esta casa.

Sé que no es fácil, pero es cuestión de practicar. Cuando vayáis por la calle intentad averiguar a qué se dedica alguien viendo su peinado, o cuantos hijos tiene observando sus zapatos. Es obvio que el peinado refleja con exactitud la profesión, y el calzado refleja con exactitud la descendencia.

Una pregunta rápida. La cuota 11.00 en el partido Real Madrid-Atlético de Madrid ¿a qué apuesta corresponde? No, no os doy pistas, porque Bet365 piensa que los precios pueden reflejar con exactitud el mercado, así que tenéis que saberlo.

Si no podéis responder a esta simple pregunta es mejor que abandonéis Bet365, y que apostéis en alguna casa donde se denomine a los mercados con nombres adecuados y descriptivos, o, al menos, en una casa que aproveche sus farragosas y extensas normas particulares para explicar claramente aquellas apuestas cuya denominación sea, deliberadamente o no, ambigua.

Por supuesto, he revisado detenidamente las Condiciones Generales de Bet365, así como las distintas páginas de Ayuda (FAQ, Glosario de apuestas, Glosario de términos, Apuestas deportivas de Rugby,…) y no se menciona la condición de quedar 1º y 2º para este tipo de apuestas (de hecho, ni aparece este tipo de apuestas).

Las apuestas que realizan los participantes han de estar perfectamente definidas desde el momento en que se formalizan, bien porque su denominación sea descriptiva e inequívoca (la mejor opción), o porque estén expresamente descritas en la reglamentación básica o las normas particulares.

No se debería permitir que Bet365 proponga apuestas con un claro formato de 1 contra 1 (como en este caso), y luego pretenda convertirlas, sin fundamento alguno, en otro tipo de apuestas, ya que se crearía una inseguridad absoluta para el apostante.
Además, de ser así, la forma de presentación de las apuestas podría suponer un caso evidente de publicidad engañosa por parte de Bet365.

¿Para esto han regulado el sector del juego, Sr. Alejo? ¿A esto llama usted “Juego seguro”, Sr Alejo? ¿Estos son los beneficios de la aplicación de la Ley del Juego, Sr Alejo? ¿Hasta cuándo lo va a permitir, Sr. Alejo?

Tanto tiempo quejándonos de que las casas se miran el ombligo e ignoran la ley, invocando de forma sistemática sus normas particulares, y ahora llega Bet365 e ignora la ley y cualquier norma escrita, para que veamos que todo es susceptible de empeorar. Algo que tampoco debería sorprendernos, ya que si leemos sus normas particulares nos encontramos en muchas ocasiones con información inexacta. Un par de ejemplos:

“En caso de que la misma no se resuelva o el cliente no esté de acuerdo con la solución dada por bet365, el cliente podrá ponerse en contacto con la Dirección General de Ordenación del Juego, donde se dará solución a la queja en un plazo de 3 meses”.

[El artículo 7.3 de la Orden EHA/3080/2011, de 8 de noviembre, por la que se aprueba la reglamentación básica de las apuestas deportivas de contrapartida dice textualmente “el participante podrá formular reclamación ante la Comisión Nacional del Juego que resolverá en el plazo de dos meses”. Ésta no es una diferencia sin importancia, ya que conocer el plazo exacto es fundamental para determinar cuando se produce una eventual desestimación por silencio administrativo, y establecer los plazos de presentación del Recurso potestativo de reposición (3 meses) o contencioso-administrativo (6 meses)].

“Cuchara de madera (Wooden Spoon): Ofrecido para el torneo de Seis Naciones, se determinará según el equipo que termine último en la tabla, en la competición del torneo Seis Naciones en cuestión”.

[El torneo 6 naciones, centenario y sobradamente popular,  otorga la Cuchara de Madera al quipo que pierda todos sus partidos, y no al último. Este año el trofeo ha quedado desierto, porque todos los equipos han ganado algún partido, pero Bet365 se lo adjudica a Francia]


He reservado para el final un último detalle. El email de esta casa de apuestas concluye ofreciéndome la posibilidad de anular la apuesta “como un gesto de buena voluntad”. Estas seis palabras son las que más me han molestado, porque la buena voluntad ha de ir acompañada de hechos, y, por el momento, no veo nada en este caso que me confirme esa buena voluntad.

Parece que tengo por delante una Semana Santa cargada de trabajo, redactando denuncias contra otra casa, y contra sus amiguitos de Lbapuestas (pero esta es otra historia que quizás os cuente algún día).

El atisbo de sensatez narrado en el post de hace unas semanas, parece ser solo un mero accidente, una aguja en un pajar. Y al igual que un gigantesco pajar puede desaparecer por la acción de una insignificante cerilla, ¿podrá una gran casa de apuestas sucumbir ante un simple apostante? 

En principio (aunque hay que dar tiempo al tiempo) parece que Bet365 tampoco ha superado el particular “Test de stress” de www.leydeljuego.es, así que seguimos buscando algún gibraltareño honrado. Tal vez algún día aparezca uno…


…Todo es posible.

Bueno os dejo, que tengo que ir a comprar cerillas.

2 comentarios:

  1. Respuestas

    1. Amablemente el Director del SAC Europeo de Bet365 me llamó, y tras una brevísima charla aceptó mi reclamación, pagando las ganancias.

      Está explicado en este post:

      http://www.leydeljuego.es/2013/06/un-ingles-honrado-un-subdirector.html

      En educación y respeto al cliente están muy por encima de las demás casas (como Red Bull en la F1 de este año), y por eso no figuran en la barra superior del blog.

      Eliminar

Gracias por leer mi blog.

Si te ha gustado, o si quieres aclarar algo, puedes dejar un comentario.

Procura que el comentario no contenga insultos, para que supere la "moderación de comentarios"